Martes, 04 de Octubre del 2022

Últimas noticias

CARDIOLOGÍA

La dieta mediterránea rica en aceite de oliva reduce uno de cada cuatro eventos cardiovasculares en personas de muy alto riesgo

Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación · 21 septiembre 2022

Una intervención con dieta mediterránea rica en aceite de oliva durante 7 años puede prevenir uno de cada cuatro eventos cardiovasculares en pacientes de muy alto riesgo, como aquellos que ya han sufrido un evento cardiovascular, en la población general, y uno de cada tres en varones, en comparación con una dieta baja en grasas y rica en hidratos de carbono, según se desprende del estudio CordioPrev.

En este estudio, cuyos resultados fueron publicados en mayo de este año en The Lancet, han participado varios investigadores del Instituto Maimónides de Investigación Biomédica de Córdoba (IMIBIC), del Hospital Universitario Reina Sofía, de la Universidad de Córdoba y del Centro de Investigación Biomédica en Red Fisiopatología de la Obesidad y Nutrición (CIBEROBN).

Los resultados se presentaron ayer martes en el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación. En este contexto, el coordinador e investigador principal del estudio CordioPrev, José López Miranda, concreto que, con una dieta mediterránea, se evitarían en España un total de 530 infartos de miocrardio, 955 muertes por causas cardiovasculares, 1.375 revascularizaciones, 743 ictus isquémicos, 636 casos de enfermedad arterial periférica y 1.167 muertes por cualquier causa. Es decir, con la dieta mediterránea se previenen 5.410 muertes en un plazo de 7 años.

"En pacientes de muy alto riesgo, reduciendo el principal factor etiológico de la enfermedad cardiaca, es decir, los niveles elevados de colesterol LDL, e incluso controlando todos los factores de riesgo cardiovascular, la probabilidad de un nuevo evento (infarto, ictus, muerte cardiovascular) es de un 30 por ciento de 7 años", explicó.

"Por eso, diseñamos un estudio aleatorizado en el que 1.002 pacientes que habían sufrido un infarto de miocardio en los 6 meses previos, recibían los dos modelos de alimentación que creíamos que eran muy saludables en la época del estudio: el modelo de dieta baja en grasa y rica en hidratos de carbono y el modelo de dieta mediterránea, rica en aceite de oliva virgen", apuntó.

Como ambas dietas eran saludables, las dos reducirían el LDL colesterol, la hipertensión y mejorarían control metabólico de forma muy similar. "Pero lo realmente relevante es que esos pacientes sometidos a tratamientos intensivos y con dos modelos de dieta saludable tienen menos probabilidad de presentar un evento cardiovascular mayor. Al cabo de 7 años, observamos que, cuando se comparan esos dos modelos, la dieta mediterránea rica en aceite de oliva virgen reduce la probabilidad de tener un evento cardiovascular mayor en cerca de un 27 por ciento en 7 años en población general", resumió López Miranda.

En varones, el grupo poblacional más afectado por los eventos cardiovasculares, este porcentaje alcanzaba el 33 por ciento, en comparación con la dieta baja en grasas. "De hecho, cuando se analizaron aquellos perfiles que seguían mejor la dieta mediterránea, vimos que los beneficios eran aún mayores, y la reducción del riesgo alcanzaba el 40 por ciento", comentó.

"La dieta tiene un efecto global, holístico, capaz de biomodular múltiples procesos y no un único factor de riesgo", añadió el investigador. El modelo de dieta mediterránea también redujo la arteroesclerosis y mejoró la capacidad de regeneración de las células endoteliales, que regeneran el daño en las arterias coronarias.

Durante la presentación del estudio, la ministra de Ciencia e Innovación, Diana Morant, celebró que esta investigación "simboliza los dos grandes patrimonios españoles: la investigación y la dieta mediterránea", y puso en valor el modelo de investigación público-privado, como el que ha impulsado el estudio.

Por su parte, el ministro de Agricultura, Luis Planas, reiteró la importancia de esta investigación, ya que "ha demostrado por primera vez que la dieta previene la recurrencia de accidentes cardiovasculares, una de las primeras causas de muerte en España y en el resto del mundo". Además, ha valorado que esta investigación tiene "gran significado" porque "permite prolongar las expectativas de vida de las personas que han sufrido un accidente coronario".

"Tal como concluye el estudio, el aceite de oliva virgen es un elemento clave con efectos muy beneficiosos para nuestra salud, como la reducción del colesterol malo y el aumento del bueno o el control de la glucosa", concluyó Planas.

Referencia: Lancet. 2022;399(10338):1876-1885. doi:10.1016/S0140-6736(22)00122-2

Noticias relacionadas

12 Jan 2022 - Actualidad

Un mayor consumo de aceite de oliva se asocia a un menor riesgo de mortalidad

La sustitución de la margarina, la mantequilla, la mayonesa y la grasa láctea por aceite de oliva se relaciona con un menor riesgo de morir a causa de enfermedad cardiovascular, cáncer, enfermedades neurodegenerativas y enfermedades respiratorias.

30 Sep 2020 - Actualidad

El aceite de oliva virgen enriquecido con sus propios compuestos fenólicos previene la acumulación de colesterol

Un estudio concluye que el AOV no solo mejora la capacidad de estas partículas para extraer colesterol de las células macrofágicas, sino también para eliminarlo.

Copyright © 2022 Elsevier Este sitio web usa cookies. Para saber más acerca de nuestra política de cookies, visite esta página

Términos y condiciones   Politica de privacidad   Publicidad

¿Es usted profesional sanitario apto para prescribir o dispensar medicamentos?