Martes, 16 de Abril del 2024

Últimas noticias

UROLOGÍA

El uso de ondas sonoras se muestra prometedor contra la litiasis renal

Eurekalert · 28 marzo 2022

Una innovadora técnica llamada litotricia por ondas de ráfaga, desarrollada por científicos de la Universidad de Washington, puede ser una alternativa eficaz y más accesible para el tratamiento no invasivo de los cálculos renales.

Una innovadora técnica llamada litotricia por ondas de ráfaga (BWL) puede ser una alternativa eficaz y más accesible para el tratamiento no invasivo de la litiasis renal, según los estudios iniciales en humanos publicados en el Journal of Urology.

Jonathan Harper, de la Facultad de Medicina de la Universidad de Washington (Estados Unidos), y colegas, esta nueva técnica, que utiliza ráfagas de ultrasonidos focalizados para romper los cálculos renales, ofrece un nuevo y prometedor enfoque para evitar los elevados costes y la carga asistencial del tratamiento de la litiasis. "La nueva tecnología BWL fragmentó con éxito cálculos de diversos tamaños, ubicaciones y densidades hasta obtener fragmentos de menos de dos milímetros en 10 minutos con una lesión tisular insignificante", escriben los autores.

Recuerdan que, aunque muchos cálculos se eliminan solos, a veces son necesarios otros tratamientos. Algunos bastante pequeños pueden tratarse mediante litotricia extracorpórea por ondas de choque (LEOC), que utiliza ondas de choque para romper los cálculos de modo que sea más probable que salgan por sí solos.

A diferencia de las ondas de choque, el procedimiento BWL utiliza "ráfagas armónicas cortas" de energía ultrasónica, lo que permite romper los cálculos en un procedimiento más breve sin necesidad de sedación o anestesia. Los estudios preclínicos avalan la eficacia de la BWL para romper cálculos experimentales de distinto tamaño y composición.

Para el siguiente paso en el desarrollo del procedimiento, Harper y colegas realizaron estudios iniciales en pacientes con cálculos renales, que se sometieron a ureteroscopia, cirugía que se utiliza para tratar cálculos de mayor tamaño. Antes de ese tratamiento, los cálculos se trataban con un breve período de BWL, no más de 10 minutos. Con el ureteroscopio, los investigadores pudieron observar directamente la eficacia de las ondas de ultrasonido para romper los cálculos, así como cualquier lesión en los tejidos renales.

En el estudio, se utilizó la BWL en 19 pacientes para tratar 25 cálculos confirmados. En general, una mediana del 90 por ciento del volumen de los cálculos se rompió por completo en el breve periodo de tratamiento. El 39 por ciento de los cálculos se fragmentó completamente, mientras que el 52 por ciento se fragmentó parcialmente.

La mayoría de los fragmentos de los cálculos medían menos de 2 milímetros, lo suficientemente pequeños como para poder expulsarlos por sí solos sin mucho dolor. El examen a través del ureteroscopio mostró una lesión tisular leve o nula relacionada con el procedimiento de BWL, que consistía principalmente en una leve hemorragia.

"Por varias razones, la BWL podría ser un importante avance práctico en el tratamiento de la litiasis renal. Muchos pacientes realizan múltiples visitas al servicio de urgencias mientras esperan el tratamiento definitivo de sus cálculos renales, y a menudo requieren opioides para el tratamiento del dolor. Algunos pacientes necesitan un tratamiento repetido, incluso después de la cirugía o la LEOC. La capacidad de romper los cálculos de forma no invasiva y expulsar los fragmentos en pacientes despiertos en su primera visita al servicio de urgencias o a la clínica tiene el potencial de proporcionar un tratamiento "justo a tiempo", lo que lleva a una reducción del dolor general, del coste y de la carga de recursos asociada a un episodio de cálculos", escriben los investigadores.

Los nuevos resultados "son un paso hacia la litotricia en el consultorio en pacientes despiertos", concluyen los autores, que planean realizar más estudios para determinar si la BWL puede cumplir su objetivo final de un "tratamiento no invasivo de 30 minutos en la clínica sin anestesia".

Referencia: J Urol. 2022;101097JU0000000000002446. doi:10.1097/JU.0000000000002446

Noticias relacionadas

05 Mar 2021 - Actualidad

Investigadores estadounidenses relacionan los cálculos renales con problemas óseos

En una muestra con más de medio millón de pacientes se observó que el 23,6 por ciento tenía un diagnóstico de osteoporosis o fractura ósea alrededor del momento del diagnóstico de nefrolitiasis.

Copyright © 2024 Elsevier Este sitio web usa cookies. Para saber más acerca de nuestra política de cookies, visite esta página

Términos y condiciones   Politica de privacidad   Publicidad

¿Es usted profesional sanitario apto para prescribir o dispensar medicamentos?