Sábado, 21 de Julio del 2018

Últimas noticias

PUBLICADO EN 'CANADIAN MEDICAL ASSOCIATION JOURNAL'

Las personas con inseguridad laboral ven incrementado la probabilidad de desarrollar diabetes hasta en un 19%

JANO.es · 17 octubre 2016 13:09

Un metanálisis de 19 estudios con un total de 140.825 adultos de Europa, Estados Unidos y Australia ha puesto de manifiesto que la precariedad en el empleo implica una mayor vulnerabilidad a desarrollar diabetes en el medio plazo.

La inseguridad e inestabilidad laboral reinante en la sociedad actual tiene efectos negativos en la salud y, según empieza a apuntar la evidencia científica, se está convirtiendo en un factor de riesgo cardiovascular.

Así lo sugiere un metanálisis publicado en Canadian Medical Association Journal, y realizado por investigadores de las universidades de Bristol y College London de Reino Unido, que han evaluado 19 estudios con una muestra total de 140.825 adultos de Europa, Estados Unidos y Australia. Todos ellos tenían trabajo y no padecían diabetes cuando entraron en los estudios, y a todos se les preguntó por su situación laboral y su preocupación por perder el empleo.

Según se desprende de este trabajo, las personas que reportaron inseguridad laboral al inicio fueron un 19% más vulnerables a desarrollar diabetes tipo 2 durante el largo periodo de seguimiento (de nueve años y medio). Cuando se tuvieron en cuenta otros factores de riesgo asociados a la diabetes en el análisis multivariable, la preocupación en el trabajo siguió suponiendo hasta un 12% del riesgo de diabetes.

Como explica la Dra. Petra Sanz, portavoz del Consejo de Expertos de la Fundación Española del Corazón en Factores de Riesgo Cardiovascular dentro del Programa de Empresas Cardiosaludables (PECS), la vinculación entre el miedo a perder el trabajo y la diabetes se debe a que “se desencadena un proceso de estrés y de estilos de vida menos saludables, de forma que las personas comen más y peor, sobre todo, más dulces y más grasas, como vía para conseguir la felicidad que no encuentran en el trabajo mediante la comida”. Si esta situación se extiende en el tiempo, conduce a obesidad, que a su vez está directamente relacionada con la aparición de diabetes.

El incremento del índice de masa corporal (IMC) al que hacen alusión los firmantes del meta-análisis es especialmente preocupante en personas que ya son diabéticas o que presentan alto riesgo cardiovascular de base cuando se ven sometidas a un estado de inseguridad laboral. “Se ha demostrado que un estrés excesivo empeora el control adecuado del azúcar en sangre en personas diabéticas, y es un peligro para la salud en general, porque aumenta directamente la frecuencia cardiaca y el riesgo de hipertensión arterial y de infarto de miocardio”, remarca la Dra. Sanz.

La situación personal de los individuos que acuden a consulta por cualquier cuestión de salud debería ser, por tanto, un factor a valorar por el profesional médico a la hora de prever el riesgo cardiovascular, antes de que se desencadenen procesos metabólicos que conduzcan a desarrollar una patología cardiaca.

“Los resultados de este meta-análisis son muy interesantes ya que confirman la experiencia que se está viviendo en las consultas médicas en los últimos años, en relación con la crisis económica que estamos atravesando. Vemos pacientes que, en relación con la inseguridad laboral (trabajos precarios, mal remunerados, paro, etc...), presentan síntomas de estrés, comen peor, fuman más y secundariamente presentan mayor incidencia de hipertensión, diabetes y eventos coronarios”, valora esta experta.

Fomentando la salud cardiovascular en el entorno laboral 

La Fundación Española del Corazón ha constituido un grupo de profesionales que están especializados específicamente en las 6 áreas más relevantes desde el punto de vista de las enfermedades cardiovasculares y de su prevención: Factores de riesgo cardiovascular, Actividad física, Nutrición, Mujer, Tabaquismo y Estrés y gestión de las emociones.

Este equipo participa de forma directa y continua en la implementación efectiva del Programa de Empresas Cardiosaludables (PECS), creado para impulsar medidas saludables en el ámbito laboral, reduciendo la exposición de los trabajadores a las enfermedades cardiovasculares.

El PECS es la herramienta perfecta para todas las empresas que quieren abordar la prevención como un eje de cohesión interna y de productividad y competitividad empresarial, a la vez que como un vector de progreso que beneficia a la sociedad en su conjunto. A través del PECS, la Fundación Española del Corazón proporciona a las empresas adheridas y a sus trabajadores herramientas y activos de divulgación y prevención cardiovascular prácticos e innovadores.

Noticias relacionadas

24 Nov 2016 - Actualidad

Desarrollan un compuesto capaz de frenar la enfermedad renal en pacientes con diabetes

Esta estrategia, todavía experimental, se dirige a una vía de señalización celular llamada JAK/STAT, que se activa durante la diabetes y que acaba causando inflamación crónica y daño renal en los pacientes.

09 Sep 2016 - Actualidad

Analizan la posibilidad de una estrecha relación entre la diabetes tipo 2 y el alzhéimer

Expertos debaten en la UIMP acerca de cómo en las personas que presentan la enfermedad neurodegenerativa existe una resistencia específica a la insulina en el cerebro.

06 Sep 2016 - Actualidad

Diabetes EON, nueva herramienta para estrechar la relación entre profesionales y pacientes con diabetes

El proyecto busca integrar a todos los profesionales sanitarios implicados en el cuidado de estos pacientes.

Copyright © 2018 Elsevier Este sitio web usa cookies. Para saber más acerca de nuestra política de cookies, visite esta página

Términos y condiciones   Politica de privacidad   Publicidad

Política de cookies
x
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí

¿Es usted profesional sanitario apto para prescribir o dispensar medicamentos?